616145512

ENEATIPO 9: El Pacificador

Valora este artículo

El Mediador, El Diplomático, El Armonioso, El Perezoso, El Sanador, El Modesto o El Despistado son algunos de los nombres por los que se conoce al Eneatipo 9. 

“Solo el amor conduce a la acción correcta”

KRISHNAMURTI

El Eneatipo 9 es una persona que huye del conflicto, de las situaciones desagradables. Busca continuamente la paz dentro y fuera de sí; armonía interior y a su alrededor para los demás.

A pesar de del ser el eneatipo básico de la triada instintiva, reprime toda su energía, se desconecta de su fuerza instintiva, bloquea la ira y se retira a su mente y sus emociones. 

Quieren pasar desapercibidos, ser invisibles, estar anestesiados para que nadie perturbe su paz

En esa búsqueda incansable de la armonía y huida del conflicto, suele mostrarse complaciente y casi nunca dice “no”. Tampoco suele posicionarse o dar su opinión de manera abierta, por miedo a que sea distinta a la de los demás y esta diferencia pueda generar un conflicto. Así que son diplomáticos, pacientes y mediadores.

Suele anteponer las necesidades y deseos de los demás a los suyos, aunque detrás de este comportamiento, pensando que lo suyo no es tan importante. Que él mismo no es importante ni valioso, ni digno de amor ni merecedor de todo lo bueno que la vida le puede ofrecer.

El Eneatipo 9 tiene una sensación de no habitar su cuerpo, de estar desconectado de sí mismo, por eso se “funden” con otras personas o se dejan llevar por la corriente.

Los 9 se insensibilizan ante las tensiones y los aspectos perturbadores de la vida como el dolor, el sufrimiento, la tristeza o la ira. Tienden a fijar su atención en el lado luminoso o agradable de la vida, perdiendo una perspectiva completa de la realidad. Percibiendo una realidad limitada y limitante.

Veo en mi hijo mucho de Eneatipo 9. Llevo años observando sus tendencias. Quizás ahora, que está en plena adolescencia, muestre con mayor vehemencia su testarudez y rebeldía y también su pasividad agresiva cuando le pido que hago algo. Siempre ha sido un niño que se ha llevado bien con todo el mundo. Es un “buen niño”, dicho por adultos y un “buen chaval”, dicho por amigos y chicos de su edad.

Es de esas personas que está sin molestar. No le gusta destacar ni ser centro de atención, ahí es donde se puede mostrar algo tímido. En el ámbito familiar es agradable, templado, comedido en cuanto a mostrar cariño, amable y considerado, calladito y muy respetuoso. Con sus amigos es algo más “protagonista”, incluso, en algunos casos líder. En clase tiende a pasar desapercibido, y esto no le hace mucho favor. Aunque sepa la respuesta a la pregunta de un profesor, prefiere quedarse callado antes que contestar y correr el riesgo de ser el centro de atención por unos segundos. 

Es muy difícil identificar cuando se siente enfadado o triste. A veces tengo la sensación de que ni él mismo lo sabe o que cree que no tiene derecho a sentirse así. 

Es una de los aspectos más difíciles de nuestra relación, la expresión emocional, en la que somos tan distintos, tan antagónicos.

Puede ser dulce y cabezota, receptivo y olvidadizo, pero casi siempre se lo ve tranquilo (la procesión va por dentro, muy adentro), algo apático y comodón.

A veces me gustaría decirle: “venga, ¡enfádate, sácalo!” porque tengo la sensación de que se le queda todo adentro, también toda su luz, su potencial.

Ej.: Nelson Mandela, Dalai Lama, Rey Felipe VI, Andrés Iniesta, Grace Kelly, Willy (Abeja Maya) o Carmen Sevilla. 

CARACTERISTICAS BÁSICAS DEL ENEATIPO 9

Un Eneatipo 9 plenamente consciente, conectado con la esencia, sabe que pensar en uno mismo, no es egoísta. Que puede mostrar su enfado y no pasa nada. Que puede ayudar a los demás sin complacerlos. Entonces entra en contacto con el Santo Amor, que significa reconocer que todo es único. Que en la unidad todos somos iguales, valiosos. En esa unidad (representada en le símbolo del Eneagrama por el círculo) hay amor incondicional para todos por igual y es benevolente y dadora de apoyo. Que todos estamos hechos y somos una expresión del amor.

Cuando empieza a desconectarse de su esencia, el ego del Eneatipo 9 distorsiona esta realidad, la olvida y entonces pasa a pensar que el mundo no considera su importancia o le exige que se armonice. Que puede adquirir la capacidad de pertenecer y de estar cómodo si presta atención o se funde con los otros. También si dispersa su atención y desconectándose de su energía instintiva. El olvido de sí o la indolencia, la desidia o la negligencia con relación a sí mismo, es ser consciente de los demás, del entorno, pero no de lo que está sucediendo en su propia presencia.

Es estar presente sin contenido, desconectar de su propio núcleo para no sentir el sufrimiento que causa la pérdida de contacto con el amor esencial. Y así se olvida de sus propias necesidades y se adapta a las de los demás. Creen erróneamente que su presencia, aportación y compromiso no importan.

La atención se va al entorno, distrayéndose o difundiéndose en lo que es secundario para evitar la incomodidad.

De esta manera se resiste a emplear toda su energía en estar aquí, en sentir y responder totalmente. La pereza es el hábito emocional de prestar poca atención a su propio desarrollo, a evitar sentirse afectado, a pasar la vida dormido. Es evitar cualquier cosa que altere su tranquilidad interna. No es ausencia de acción sino toda la acción del mundo excepto la correcta, es postergar, procrastinar lo importante.

Como antídoto a esa pereza es la acción correcta. Es sentir que sabe qué hacer en cada momento. Es dejar lo superfluo y centrarse en lo importante, en lo que tiene que ser aquí y ahora. Es tener un grado de motivación tal que puede hacer justo lo correcto en el momento oportuno. Es la pura sabiduría del corazón que le permite saber lo que hay que hacer y hacerlo. Es la capacidad de vivir completa y dinámicamente cada momento.

SUBTIPOS ENEATIPO 9

Analizar los subtipos del tipo de personalidad 9 implica observar tres maneras distintas de fusionarse.

ENEATIPO NUEVE CONSERVACIÓN (Apetito, Sustituto, Coleccionista)

Se fusiona con la comodidad, con su confort físico. 

Apetito significa la necesidad de encontrar comodidad a través de la satisfacción física. 

Se enfocan en el confort que les proporcionan las rutinas.

Desisten de la necesidad de amor compensándolo con la comodidad que les proporcionan las actividades placenteras.

Sustituto se refiere al hábito de sustituir los deseos básicos por sucedáneos superfluos (exceso de televisión, Play Station, comida, videos, etc.).

Denotan su preferencia por lo práctico, lo concreto y son los Nueves más solitarios.

Pueden ser irritables, tercos y fuertes; es por esto que este subtipo es el más parecido a un Eneatipo Ocho.

Ej.: Sancho Panza o Bridget Jones.

ENEATIPO NUEVE SOCIAL (Participación, Ancla)

Esta variable instintiva del Eneatipo 9 se enfoca en trabaja duro para apoyar a los suyos (familia, amigos, equipo, grupo). Tiene la sensación de no pertenecer al grupo por lo que se esfuerzan mucho en formar parte del grupo por lo que son muy generosos y se adaptan a él. Así perciben el derecho a pertenecer.

Son alegres y ayudadores, sacrifican la vida personal a favor de la social; participativos y serviciales, responsables y útiles, pero nunca percibirás su cansancio o sufrimiento. Como puedes ver, unos rasgos poco afines al estilo Nueve. 

Es el indolente que no para.

Es el contratipo de este tipo de personalidad, en el que es más difícil ver la búsqueda de la comodidad. Por eso es relativamente frecuente no identificarlo como Eneatipo 9. 

Buenos mediadores, líderes que no muestran esfuerzo ni estrés; adictos al trabajo para esconder su tristeza.

Puede parecerse a un Eneatipo Dos, ya que son los verdaderos ayudadores; o un Tres, por su hiperactividad; o incluso un Siete, por su energía divertida.

Ej.: Leo Messi, Mariano Rajoy o Harry Potter.

ENEATIPO NUEVE SEXUAL (Fusión, Unión, Simbiosis)

Este subtipo de 9 se enfoca en otra persona, en alguien importante para ellos y se fusionan con ella, quieren ser parte del otro, ser a través del otro. 

Son dulces, tímidos, amables y agradables y con bastantes problemas de asertividad.

Tiene dificultad par encontrar la pasión para vivir y el sentido de sí mismos. Por eso tratan de buscar perdido el sentido de sí mismos a través de sus relaciones. 

Son los eneatipos 9 más emocionales y sensibles. Son codependientes, despistados, confiados, abnegados, proclives al abuso, tiernos y tolerantes.

Pueden llegar a generar relaciones parasitarias donde dejan de su vivir su propia vida para vivir la vida del otro (pareja, familia, amigo o Dios); a mimetizarse con la otra persona, a la que idealizan. La otra persona se convierte en su centro de gravedad, su eje de identidad. Un ejemplo claro lo podemos ver en la película “El club de la lucha” en el personaje que interpreta Edward Norton.

Al contrario que el subtipo conservación, este subtipo no sabe estar solo. 

Pueden confundirse con el Enatipo Cuatro por su tendencia ala melancolía y al drama.

Ej.: Clark Kent, Forres Gump, Kevin Costner.

ENEATIPO 9 SANO

Un Eneatipo 9 sano es una persona receptiva y abierta, emocionalmente estable y serena.

Una persona que confía en sí misma y en los demás, que se acepta y se siente a gusto consigo misma y con la vida. 

Esta confianza le permite ser dinámicos y activos, con gran fuerza y sentido común.

Son personas amables, aunque directas, generosas, tranquilizadoras y optimistas que generan un ambiente de comodidad y calma para los demás, de manera natural.

Un eneatipo 9 sano es autónomo y está realmente conectado consigo mismo y son dueños de sus decisiones, independientemente de las de los demás y muy vitales y enérgicos.

 “Permanece disponible para los demás, pero nunca te dejes atrás”

DODINSKY

ENEATIPO 9 DESCENTRADO

El Símbolo del Eneagrama nos muestra los movimientos de descentramiento de cada Eneatipo. En el caso del Eneatipo 9, estos dos puntos son el Seis y el Tres.

Desconectado completamente de su esencia e identificarse plenamente con su ego, el Eneatipo 9 se descentra en el ego del Eneatipo 6, en sus cualidades más oscuras: inseguridad, miedo, duda, ansiedad e indecisión. 

IMAGEN ENEATIPO 9 DESCENTRADO

Un Eneatipo 9 descentrado, insano, dedica toda su energía a mantener una sensación de conexión y armonía con el mundo que le rodea. Por lo que ya no le queda energía para prestar atención a sí mismo y sus planes. Son personas más preocupadas e indecisas, pero también más rígidas.

A su vez, puede hacer un movimiento de descentramiento hacia el ego del Eneatipo 3, entonces se vuelve hiperactivo y asumiendo más proyectos de los que puede gestionar y trabajando duro para ganarse la admiración de los demás o tratando de impresionarlos.

Estos movimientos se producen cuando el Eneatipo 9 se encuentra ante situaciones estresantes que lo desestabilizan.

“Imagínate que no exista el Paraíso.

Es fácil si solo lo intentas.

Ningún Infierno por debajo,

solo el Cielo por arriba.

Imagínate que todos vivan al día.

Imagínate que no existan Países.

No es difícil.

Ninguno para matar,

ninguno para morir.

Y ninguna religión, además.

Imagínate a todo el mundo

viviendo en paz”,

Letra de la canción “Imagine” de John Lennon

CÓMO SANA EL ENEATIPO 9

El Eneatipo 9 comienza a sanar cuando puede hacerse consciente de que empieza a “anestesiarse” o desviar su atención de sí mismo, a actuar por hábito. 

El camino de integración del Eneatipo 9 está en centrarse en el punto Tres, en sus cualidades más luminosas. Este es su punto de energización, la esencia de Eneatipo tres, para adquirir su capacidad de acción y ejecución, su energía y dinamismo; para asumir el control de su vida. En este punto puede valorar sus propios esfuerzos y promoverse a sí mismo.

eneatipo 9 como sana

Una vez que ha integrado esta energía, se dirige hacia el punto Seis, en un movimiento de resolución. Un movimiento que permite crecer al Eneatipo 9 hacia su otra flecha, hacia las cualidades más positivas del Eneatipo Seis. Con este movimiento se posiciona, es capaz de expresar sus opiniones y asumir los conflictos necesarios. Aprende a decir “no” y se torna agente de cambios.

Con esta energía se asume a sí mismo tal cual es y así es capaz de entrar en contacto con el Amor.

A un Eneatipo 9 le pueden ayudar frases como:

Date tiempo para descubrir cuáles son tus preferencias”: ten compasión de ti mismo cuando no sepas lo que quieres. 

“Recuerda por qué eres importante y lo que se perderá el mundo si sigues olvidándote de ti”

 “observa cómo pierdes energía cuando tienes que hacer algo para ti mismo”: Detecta esa distracción o la incomodidad o confusión que sientes entonces, es normal.

Aprende el valor de la palabra NO”: te sentirás mejor contigo mismo y serás más honesto con los demás.

Aprende a reconocer y gestionar tu enfado”: solamente  través de la ira conectarás con tu fuerza interior 

Frases para un Eneatipo NUEVE:

¿Qué quieres hoy para ti?

Una diferencia de opiniones no conduce siempre a un conflicto

Despierta, muévete, enójate, defiéndete, no te dejes

Eres valioso, eres importante

INFANCIA DEL ENEATIPO 9

“Cuanto menos moleste, más me querrán”

La desconexión de la esencia del niño Nueve se vincula a experiencias dolorosas que le llevaron a sufrir consecuencias de la negligencia o la sobre-exigencia, principalmente en el entorno familiar. 

Los niños Nueve crecen con la sensación de no haber sido escuchados al manifestar su opinión y que mostrar su enfado directamente con cambiaría la situación. Así desarrollan el hábito de no atender a sus necesidades esenciales.

Debido a su gran receptividad, suelen percibir con facilidad el “tono” emocional del ambiente familiar. Se sienten en medio de ambos padres, conectados con los dos, tanto la figura nutridora como la orientadora. 

Perciben las exigencias familiares y tiende a escapar al mundo de su imaginación, a su refugio interior donde experimentan mayor libertad/autonomía y paz que la que perciben en casa.

La mejor manera de no generar un conflicto, de no causar ningún problema, es desaparecer. Por lo tanto, mantienen una energía baja, una casi invisibilidad; no manifiestan sus necesidades, ni su enfado, ni se hacen valer, ni tener voluntad propia. Así creen falsamente que mantendrán la unidad familiar.

PROFESIONES ENEATIPO 9

En el trabajo son persona que saben escuchar con objetividad y son maravillosos mediadores y diplomáticos. El Eneatipo Nueve tiene una gran capacidad para solucionar conflictos en un equipo de trabajo.

Hay cierta tendencia a dedicarse a ayudar a otras personas y cierta preferencia por hacerlo desde una organización ya estructurada (ejército, servicios civiles como la psicología o la atención médica, el trabajo social, etc.).

Es habitual que se inclinen por empleos basados en acciones rutinarias, un protocolo bien procedimentado y burocrático.

EL ENEATIPO 9 COMO LIDER

El líder Nueve prefiere los procedimientos claros y conocidos para unos resultados previsibles. Es un líder al que le gusta escuchar todas las opiniones y examinar todas las alternativas con detalle. No facilita ninguna información hasta no haber completado el plan, un plan con perspectiva global habitualmente impreciso.

Este pensamiento global les impide tomar decisiones o entrar en acción de manera rápida.

Prefieren utilizar estrategias que hayan funcionado anteriormente a buscar nuevas maneras de proceder.

No buscan el reconocimiento ni el mérito público. Consideran que la recompensa justifica el esfuerzo.

Toman decisiones meditadas siempre apoyadas por una estructura definida. Son cautos a la hora de correr riesgos.

Es un estilo de liderazgo especialmente efectivo y apropiado para periodos prologados que podemos identificar en los niveles administrativos.

ENEATIPO 9 EN EL AMOR

En su mejor versión o en su centro, son personas amables, sustentadoras, leales y motivadoras. Su visión objetiva les aparta del juicio en sus relaciones.

Son capaces de percibir los deseos de las otras personas mejor que los suyos propios así que empatizan con mucha facilidad.

Por otro lado, en su peor versión, pueden ser tercos, pasivo-agresivos, estar a la defensiva cuando se sienten obligados o empujados a tomar una decisión o ser demasiado acomodaticios. La indecisión que los caracteriza, puede hacer mella en una relación que demande liderazgo o suponer un gran desafío.

Con esa facilidad para fundirse con su pareja, pueden llegar a experimentar vehemencia por los interese de la otra persona, confundiéndolos con los suyos propios.

La relación sedimenta cuando logran fundirse con su pareja sin perder su identidad personal.

ENEATIPO 9. ALAS

Denominamos alas son los tipos de personalidad que se sitúan a cada lado del Eneatipo central. Estos dos Eneatipos pueden influir en el tipo central en mayor o menor medida. En algunos casos esta influencia es tan marcada que puede generar confusión en la identificación del Eneatipo básico, aunque nunca llegan a cambiar el tipo de personalidad, simplemente agregan cualidades al tipo de personalidad central.

ENEATIPO NUEVE ala Ocho (Árbitro)

Un Eneatipo 9 con ala Ocho más desarrollada manifiesta características más cercanas a este tipo de personalidad tendiendo a ser más extrovertido y sociable que el otro subtipo, seguro y autoritario. También puede tener una relación de ambivalencia entre confrontar y conciliar. Combinan la resistencia y la fuerza siendo energéticas y afables. Son prácticas y atienden sus necesidades inmediatas

Algunas personas con loas que se identifica este tipo de personalidad son Ronald Reagan, Sofía Loren o Whoopi Goldberg.

ENEATIPO NUEVE ala Uno (Soñador)

Un eneatipo 9 con ala Uno más desarrollada, tiene más de la energía de este Eneatipo, por lo que suele ser más ordenado, crítico, con mayor represión emocional y obediente. Son más imaginativas y creativas que el otro subtipo. Capaces de equilibrar la escucha sin juicios con la intención de ayudar.

Algunas personas identificadas con este tipo de personalidad son Abraham Lincoln o George Lucas.

Apúntate a las sesiones de coaching

¿Sientes que es hora de empezar a cuidar de ti, desarrollarte personal y profesionalmente?. No lo dudes más, apúntate a las sesiones y/o solicita más infomarción.

   

 

TIPOS DE COACHING PROFESIONAL

Escrito por Almudena Gómez

Soy coach certificada PCC por ICF y ASESCO, especializada en Coaching Personal, Profesional y de Imagen. Experta en Eneagrama e Inteligencia Emocional. Optimista y curiosa, nunca dejo de aprender y en constante evolución y cambio. Colaboro con organizaciones de distintos ámbitos como coach, formadora y mentora (Crearte Coaching, AVT, La Akademia, Eneagrama Aplicado), donde pongo al servicio mis conocimientos y experiencia. Entrenar mente y emociones para alcanzar bienestar es algo que también facilito a mis clientes de manera individual. He participado y participo en eventos como: Expocoaching, Jornadas Internacionales de ICF, congresos de ASESCO. He facilitado entrevistas donde hablo sobre Eneagrama, Desarrollo Personal y Coaching.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PODRÍA INTERESARTE…

ENEATIPO 8: El Retador

ENEATIPO 8: El Retador

El eneatipo 8 es el Jefe, El Desafiador, El Fuerte, El Líder, El Poderoso, El Chico Malo, El Protector o La Roca son algunos de los nombres por los que se conoce al Eneatipo 8.  De aquí surge...

Qué es empatía y como trabajarla desde el coaching

Qué es empatía y como trabajarla desde el coaching

De la voz griega Em – patheia "Sentir dentro" Cuando escucho decir a alguna persona que es muy empática, suelo quedarme pensando qué será lo que le motiva a identificarse así, qué comportamientos,...

El árbol de los logros: Técnica de autoestima

El árbol de los logros: Técnica de autoestima

Para que un árbol crezca fuerte y sano, para que florezca y dé buenos y sabrosos frutos, es necesario que sus raíces estén bien arraigadas en la tierra, bien sujetas al suelo. Al igual que él árbol,...